La primera gran tarde de fútbol en el Metropolitano mete al Atlético en la pelea por la Liga