Merkel pacta un objetivo máximo de 200.000 refugiados al año