Trump y Merkel tratan de superar sus encontronazos y forjar una “relación personal”