España debería fichar al rumano de Eurovisión solo por este vídeo