La inmortal polaca

Todas las partidas que se glosan en los vídeos de esta colección son de una belleza extraordinaria. Esta, además, quedará como una referencia eterna sobre cómo sacrificar piezas para extraer al rey del enroque. Aunque los historiadores han discutido durante decenios sobre en qué año se disputó, ahora hay indicios sólidos suficientes para decir que fue en 1930.

Fue en ese año cuando Miguel Najdorf logró el título de maestro internacional. Es decir, aún estaba lejos de ser uno de los mejores del mundo, pero ya mostraba el talento descomunal que le permitió batir dos veces el récord del mundo de partidas simultáneas a ciegas, en los años cuarenta.

Archivado en: